Datos en tiempo real

22 ene. 2015

Resumen 2014, Aemet


2014, segundo año más cálido desde que se tienen registros

09/01/2015 - El año 2014 ha sido extremadamente cálido, con una temperatura media de 15,96 ºC, que supera en 1,33 ºC al valor normal. Se ha tratado del segundo año más cálido de la serie. En cuanto a precipitaciones, ha sido muy ligeramente húmedo, con un 5% por encima del valor normal.
Temperaturas

Características generales

El año 2014 ha sido extremadamente cálido en España, con una temperatura media de 15,96º C, que supera en 1,33º C al correspondiente valor normal (período de referencia 1971-2000). Se ha tratado del segundo año más cálido de la serie, muy ligeramente por debajo del año 2011 (T media de 16,00 º C) y algo por encima del 2006 (T media de 15,89º C).
Serie de temperaturas medias anuales (1961-2014)
El año ha tenido carácter extremadamente cálido en el centro, en algunas áreas de las regiones cantábricas, en el tercio oriental peninsular y en Baleares y resultó muy cálido en general en el resto de España. Las anomalías térmicas positivas han superado los 2º C en amplias zonas de Aragón, mientras que sólo se han situado por debajo de +1º C en algunas áreas de Extremadura, oeste y norte de Andalucía y oeste de Castilla y León así como en parte de Canarias, oscilando entre +1º C y +2º C en el resto de España.
Evolución de las temperaturas a lo largo de 2014
El año comenzó con un mes de enero que resultó mucho más cálido de lo normal, con una anomalía térmica media de +2,0º. Ello fue causado por el claro predominio, a lo largo de todo el mes, de los vientos húmedos y templados de poniente, con paso de sucesivas borrascas de origen atlántico. Febrero fue casi normal en conjunto, habiendo resultado algo más cálido de lo normal en las regiones de las vertientes mediterránea y cantábrica, así como en amplias áreas de la mitad sur peninsular y Baleares, normal en Canarias y algo más frío de lo normal en Castilla y León, Madrid, norte de Castilla- La Mancha y Extremadura y oeste de Galicia.

La primavera resultó muy cálida con una temperatura media que superó en 1,9º C el valor medio normal. Tuvo carácter extremadamente cálido en el tercio oriental y muy cálido en el resto del territorio peninsular, así como en Baleares y en parte de Canarias. Todos los meses primaverales resultaron más cálidos de lo normal, habiendo sido la anomalía cálida especialmente acusada en el mes de abril. Así, mientras que en marzo la anomalía térmica media fue de +0,7º C, en abril ascendió hasta +3,4º C y en mayo fue de +1,4º C.

El trimestre veraniego fue en conjunto ligeramente más cálido de lo normal con una temperatura media sobre España que se situó 0,6º C por encima del valor normal. Se trató no obstante del duodécimo trimestre de verano según orden descendente de temperatura media de los últimos 15 años, sólo por encima de los veranos de los años 2002, 2007 y 2008. Esta ligera anomalía cálida del verano cabe atribuirla principalmente al mes de junio que resultó muy cálido, con una anomalía térmica media de +1,3º C, mientras que julio en cambio tuvo anomalía muy ligeramente negativa (-0,1º C). En agosto las temperaturas superaron en promedio el valor normal en 0,6º C.

El trimestre otoñal septiembre-noviembre fue extremadamente cálido en el conjunto de España, con una temperatura media que superó en 2,3º C al valor normal de esta estación. La anomalía térmica positiva alcanzó en promedio en octubre el valor de 3,3º C, mientras que en noviembre fue de 1,8º C y en septiembre de 1,6º C. Las temperaturas medias estacionales superaron los valores normales en toda España, con anomalías térmicas positivas que alcanzaron valores por encima de 3º C en Aragón y parte del País Vasco y Navarra, mientras que en el resto de España las anomalías oscilaron en general entre +2º C y +3º C. Fue el otoño más cálido de la serie, con una temperatura media ligeramente superior a la del otoño de 2006, que había sido hasta ahora el más calido. En numerosos observatorios se superaron en este otoño los anteriores registros máximos de temperatura media para este trimestre de las correspondientes series históricas.

En el mes de diciembre cambió la situación de clara anomalía térmica positiva de los meses anteriores, habiendo sido un mes de temperaturas ligeramente por debajo de lo normal con una anomalía media de -0,2º C. La anomalía negativa fue mayor de 1º C en algunas áreas del tercio oeste, mientras que resultó en cambio algo más cálido de lo normal en el interior del cuadrante nordeste.

Episodios de temperaturas extremas

Pese a la persistente anomalía cálida que se ha manifestado a lo largo del año 2014, en el verano, que fue la estación en el que esta anomalía térmica positiva fue menos importante, no se registraron olas de calor tan significativas como las que hubo en años anteriores. Las temperaturas máximas más elevadas de 2014 se produjeron a mediados de la segunda decena de julio, cuando se rebasaron los 40º C en diversas zonas del sur e interior de Andalucía y, de forma puntual en Castilla La Mancha, destacando como valores más altos los registrados en el interior de Andalucía los días 16 y 17 de julio, con 42,9º C en el observatorio de Córdoba-aeropuerto y 42,7º C en el de Granada-aeropuerto. También es reseñable el episodio de altas temperaturas que afectó, ya muy avanzado el verano, entre los días 26 y 27 de agosto al suroeste de Andalucía y sobre todo a la zona de Valencia con 42,2 º C en Valencia-aeropuerto el día 26, así como las temperaturas muy elevadas que se registraron a principios de septiembre y sobre todo, por haberse registrado en fecha muy tardía y ya avanzado el otoño, las temperaturas excepcionalmente elevadas observadas en amplias zonas en la segunda mitad de octubre.

Este año 2014 no ha habido apenas olas de frío, por la ausencia, tanto a lo largo de los meses de enero y febrero como en el mes de noviembre y en gran parte de diciembre, de situaciones que dieran lugar a la penetración de vientos fríos de origen continental. Fue precisamente en los últimos días del año cuando se produjo la única situación de este tipo en 2014, registrándose en estas fechas las temperaturas mas bajas del año. La temperatura mínima anual entre estaciones principales correspondió al puerto de Navacerrada con -10,3º C el día 29 de diciembre, seguido de Molina de Aragón con -9,3º C el día 30 de diciembre. Entre capitales de provincia destacaron los registros de Salamanca- Aeropuerto de Matacán con -8,2º C y de Teruel con -7,7º C, ambos valores observados el día 31 de diciembre.

Precipitaciones
Características pluviométricas generales del año

El año 2014 ha sido muy ligeramente más húmedo de lo normal en el conjunto de España. La precipitación media en España se sitúa en torno a 680mm., lo que supone un 5% por encima del valor normal. Esta ligera anomalía positiva de precipitación se generó en los meses de enero y febrero y a lo largo del húmedo trimestre otoñal, en tanto que el período abril-agosto fue bastante seco en general, así como el mes de diciembre.

En el mapa que se adjunta se aprecia que en el conjunto del año las precipitaciones quedan por debajo de los valores normales en Cantabria y en una franja que cruza Castilla y León de norte a sur, así en el tercio sureste peninsular, no alcanzando el 75% de dicho valor normal en Murcia, la comunidad de Valencia con excepción del norte de Castellón, el este de Andalucía y el extremo sureste de Castilla La Mancha. Las precipitaciones superan en más de un 25% a los valores normales tan sólo en unas pequeñas áreas del oeste de Galicia y del valle medio del Ebro, así como en parte del archipiélago canario.
Porcentaje de precipitación sobre el valor normal en el año 2014

Los meses de enero y febrero fueron relativamente húmedos, especialmente en la mitad occidental peninsular, de forma que la precipitación media sobre España superó en este período en cerca de un 45% su valor normal.

La primavera comenzó con un mes de marzo que resultó casi normal en cuanto a precipitaciones, pero a medida que fue avanzando el trimestre fueron disminuyendo las precipitaciones de forma gradual, de forma que en abril quedaron en promedio un 22% por debajo de la media, mientras que en mayo la precipitación media acumulada sobre España apenas supuso el 50% del valor normal. En el conjunto de la estación las precipitaciones no alcanzaron el 50% de la media en Canarias y en gran parte del cuadrante sureste peninsular, quedando por debajo del 25% en una zona que incluye la mitad sur de Murcia, el extremo sur de Valencia, el sureste de la provincia de Albacete y parte de las de Almería y Granada.

El trimestre veraniego junio-agosto resultó en conjunto de precipitaciones normales a ligeramente inferiores a lo normal, con una precipitación media sobre España que quedó en torno a un 12 % por debajo de la media del trimestre. Las precipitaciones alcanzaron o superaron los valores normales en el oeste de Galicia, así como en el nordeste peninsular donde el verano resultó bastante húmedo. En el resto de España el verano fue normal o seco, con un apreciable déficit pluviométrico en la mayor parte del cuadrante suroeste peninsular, así como en el sur de Valencia, suroeste de Castilla y León y parte de Baleares y Canarias, áreas en las que las cantidades acumuladas en el trimestre no alcanzaron el 50% de la media.

El trimestre de otoño (septiembre-noviembre) resultó húmedo a muy húmedo en casi toda España, sobre todo el mes de noviembre, de forma que sólo en diversas áreas de las regiones cantábricas, sureste peninsular y Baleares, la precipitación no alcanzó el valor normal. El otoño fue especialmente húmedo, con cantidades que superaron en más de un 75% los valores normales, en Canarias, extremo occidental de la España peninsular, la Rioja y algunas zonas de Madrid, del nordeste de Castilla y León y del noroeste de Castilla- La Mancha.

Diciembre resultó en conjunto mas seco de lo normal, con unas precipitaciones que quedaron en promedio más de un 50% por debajo de la media. Las precipitaciones de este mes solo alcanzaron o superaron los valores normales en las regiones cantábricas y en algunas pequeñas áreas del sureste y de la costa catalana, así como en Menorca y norte de Mallorca. Diciembre fue especialmente seco en el tercio occidental y en el área de Pirineos donde en general las precipitaciones mensuales no superaron el 25% del valor normal.

Episodios de precipitaciones intensas

Entre las situaciones que dieron lugar a precipitaciones intensas en este año cabe destacar las siguientes, ordenadas por orden cronológico: la que afectó a las regiones de la Vertiente Cantábrica en la tercera decena del mes de enero, las fuertes precipitaciones que se produjeron en el País Vasco el 1 de febrero, las que afectaron a Galicia y Canarias el 14 de febrero, la situación que afectó durante los primeros días de marzo a algunas áreas del Sistema Central, la que dio lugar a fuertes precipitaciones en el nordeste peninsular e interior de Asturias entre los días 23 y 24 de junio, la que se produjo entre los días 26 y 29 de septiembre en las regiones mediterráneas y oeste de Andalucía, con precipitaciones especialmente intensas en la provincia de Gerona, el episodio de precipitaciones localmente torrenciales que afectó a las islas occidentales de Canarias el día 19 de octubre, destacando los 125,8mm registrados en el observatorio de Santa Cruz de Tenerife, de los cuales 102,8 cayeron en sólo una hora y finalmente los diversos episodios de precipitaciones intensas que a lo largo del mes de noviembre, especialmente en la tercera decena del mismo, afectaron a Galicia, Canarias y regiones mediterráneas, de entre los cuales se puede citar el que afectó a Canarias entre los días 19 y 22, el que se registró los días 27 a 30 en Valencia y Cataluña y los que afectaron a Galicia en los primeros días del mes y en el inicio de la tercera decena. Finalmente se destacan las copiosas precipitaciones registradas en la provincia de Guipúzcoa y en el noroeste de Navarra el día 27 de diciembre.

El valor máximo de precipitación diaria acumulado entre observatorios principales en el año correspondió a Izaña con 142,0mm el día 22 de noviembre, seguido de los 137,5mm que se observaron el día 28 de septiembre en Gerona ? aeropuerto de la Costa Brava.

Insolación y Viento

El año fue más soleado de lo normal en la mayor parte de España. Solamente en algunas áreas del norte peninsular, así como en el sur de Aragón, zona costera de Cataluña y gran parte de Baleares y Canarias, la insolación quedó algo por debajo de su valor normal. Las diferencias relativas entre la insolación acumulada y su valor normal se mantuvieron en todas las regiones por debajo del 25%.
Insolación


Los meses más ventosos del año 2014 y en los que se produjeron las situaciones de vientos fuertes más importantes fueron enero, febrero y noviembre. Estos fuertes vientos fueron en general causados por el paso de borrascas de origen atlántico sobre la península así como cerca de las Islas Canarias. Las situaciones más importantes se produjeron en el norte peninsular el día 4 enero y entre los días 27 y 28 de enero, en el sur de Andalucía el día 19 de enero, en zonas altas de Canarias el día 18 de Enero y entre el 14 y 16 de febrero, en amplias zonas de España entre el 3 y el 11 de febrero, y en Canarias y en gran parte del resto de España entre los días 26 y 30 de noviembre. Esta última situación fue la que dio lugar a las rachas de viento más fuertes de este año.

La racha de viento mas intensa del año entre estaciones principales se observó en Izaña, que registró el día 29 de noviembre un valor de 175Km./h , seguido de Tenerife-norte con 126 Km./h, también el día 29 de noviembre y del Puerto de Navacerrada con 121 Km./h el día 27 de noviembre.

4 ene. 2014

Resumen 2013

Vamos a hacer un pequeño resumen de lo que ha deparado el año meteorológico 2013 en Lebrija. Que podríamos considerarlo como normal a excepción del mes de marzo.


Temperaturas:
A lo largo del año no hemos tenido grandes entradas de frío Polar ó Siberiano  (como pasó en febrero de 2012) y si tiempo inestable durante los tres primeros meses del año, manteniendo unas temperaturas mínimas suaves en general.
La mínima del año se registró el día 8 de febrero con 2.8ºC seguidos de los 2.9ºC del día 2 de diciembre donde el invierno se adelantó algo más de un mes  ya que a partir del 16 de noviembre las temperaturas pasaron a ser más frías de lo normal.
En cuanto a máximas (al contrario que otros años) sólo se superaron los 40ºC un día, el 19 de agosto con 41.4ºC.
El promedio ha sido de 18.4ºC.

Lluvia:

La estación Lebrija Este ha recogido 540.9mm… está dentro de la media anual.
La estación Lebrija Oeste 498.6mm un 92% de la media.
Las precipitaciones han estado repartidas de una forma irregular, entre enero, febrero, marzo y octubre se recogió el 79% del total anual… hay que destacar como comentamos al principio la precipitación recogida en marzo llegando a los 202.1mm en la estación Este, el 37% del total anual.

Viento:
En cuanto a viento destacar los 91 km/h. que registró la estación Este el día 19 de enero
(de momento es el récord desde que las estaciones están funcionando).
La estación Oeste tiene como racha máxima 74 km/h. el día 4 de marzo.
Desde agosto disponemos de otra estación en la zona de los Rasillos con racha máxima de 80.4 km/h. el día 25 de diciembre.

Presión:

Máxima, 1036.1 hPa. Los días 3 y 4 de enero.
Mínima, 992.1 hPa. el 4 de marzo.

Humedad:

Máxima, 100% el 28 de marzo
Mínima, 14% el 19 de agosto.
Algunas imágenes captadas a lo largo del año.

Puesta de sol 10 de Marzo.


Tormenta 4 de abril.


Tormenta con arcoíris 4 de mayo, vistas a Las Cabezas de San Juan.


Halo solar "cazado" el 25 de julio.



Arcoíris 27 de julio.


Tormenta con mammatus. 25 de octubre


Y para finalizar el último atardecer del año.